Saltar al contenido
Juguetes de construcción

Papelitos – Juguete para niños y niñas

¡Queridísimos amigos! Dejen de estar jugando con sus juguetes apártense de cualquiera de sus computadoras, Preparen unas tijeras, pegamento y papel, porque está por comenzar en este momento las aventuras papeleras Papelitos En una localidad bastante papelosa vivían un alce llamado Aristóteles y un pájaro carpintero llamado Tuc-TucUn juguete para la tormenta Una vez, en una hermosa y cálida mañana, los amigos decidieron tomar un fresco y papeloso té -Ari, ¿qué escriben los diarios? ¿cómo estará el clima? – ¿Que qué dicen del clima? Dicen que será estable pero tendrá algunas variantes Y además espera un tornado – ¿Se espera un tornado? ¿Nosotros esperamos un tornado? Entonces necesitaremos servirnos otra tacita de té -¡Muchas gracias, Tuc! -No hay de qué, Ari -Tienes mucha razón, no hay de qué Y ahora me pregunto, ¿dónde está mi té? -Sabes, Ari, llevo mas o menos tres segundos haciéndome exactamente esa misma pregunta Parece que el viento se llevó nuestro té Aristóteles y Tuc-Tuc no entiendían lo qué sucedía Estaban asombrados por que dos tazas de un papel oso té, desaparecieron literalmente ante sus ojos – ¡Y la tetera! También desapareció Ari – ¿Quién se llevó las dos tazas y la tetera? ¿Tu viste? -Tuc-Tuc, recuérdeme, ¿Que fue lo que leí sobre el tornado? -Que se esperábamos uno muy pronto – ¡Ajá! ¡tornado! Si, eso era el tornado era bueno, travieso y ligeramente revoltoso.

¿Que era lo que lo movía?

En realidad, era el viento y se trataba de un tornado Por favor señor tornado No se lleve nuestra silla Porque es de las únicas que tenemos en casa Y entonces el tornado dejó en paz esa silla Pero fue a agarrar la mesita de té que había visto antes Parece que todos los tornados están obligados a llevarse algo Disculpe usted, pero sin la mesita no tendremos donde tomar té Parece que el tornado se afligió mucho, y devolvió las tacitas que se había llevado antes, se sentó en la tierra y entristeció Y si los tornados se entristecen empiezan a suspirar.-¡Ari! ¿tienes alguna idea que pueda sacarnos de aquí? Querido amigo, es una situación en la que hay que pensar papelosamente – ¡Ari, Ari! ¿Y ahora que? ¿ya se te ocurrió alguna idea para salir de esto? Todavía no , -¡Tienes toda la razón, Tuc-tuc! Qué bueno que llego esto de casualidad a tu cabeza, bueno perdón, sobre tu cabeza Nunca antes un tornado había recibido un obsequio como el que le dieron Este tornado era una criatura muy jovencita y todos los vientos jóvenes como cualquier otra criatura necesitaban juguetes para divertirse – ¡Mira, Tuc! ¿Ahora entiendes por qué nuestro joven visitante necesitaba la mesa y las tazas de té? Todos los vientos necesitan girar algo. Papelitos Doblen una hoja cuadrada por las diagonales que están viendo Hagan recortes por las líneas de todos los dobleces Todos los cortes deben quedar iguales Revisenlos bien Después añadirán una varita al centro y doblarán los ángulos hacia el centro Revisen que todos los dobleces queden iguales Y finalmente fijen la varita con un clavo pequeño También podría servir alguna tachuela y su reguilete empezará a girar Girará como un gran molino ¡Listo! El tornado agradeció a Aristóles y a Tuc-Tuc por el excelente obsequio que le dieron -Un obsequio papeludo. -Sí, sí Realmente fue un obsequo bastamte papeludo – ¡Estoy de acuerdo contigo, Aristóteles! Qué bueno que en este clima tan inestable decidió visitarnos el Sud-Oeste Tienes mucha razón amigo Y qué bueno que encontramos cómo entretener a nuestro querido visitante – ¿Qué mas dicen? El clima continúa ventoso como hasta ahora -Clima establemente variable, mi amigo. Establemente variable, pero las tazas y la mesa ya no desaparecerán Así de papelosa terminó esta trágica historia El tornado ya tenía amigos, y los amigos tienen al tornado Y nada podría impedir su amistad por mucho viento que soplara, Hasta nuevas aventuras papelantes.

The following two tabs change content below.

Brick Master

Latest posts by Brick Master (see all)